EN LA PLATA

Homenaje a personal científico víctima de la dictadura cívico militar

La presidenta del CONICET Ana Franchi encabezó el acto junto a la directora del CCT, Gloria Chicote, la Comisión de la Memoria del Consejo, con autoridades de la UNLP, la CICPBA e instituciones locales de DDHH. Placa, homenaje y reconocimiento para Dante Guede, Liliana Galletti y Federico Lüdden Lehmann, del CONICET La Plata.


Homenaje a personal científico víctima de la dictadura cívico militar. Fotos: CCT CONICET La Plata.
Homenaje a personal científico víctima de la dictadura cívico militar. Fotos: CCT CONICET La Plata.
Homenaje a personal científico víctima de la dictadura cívico militar. Fotos: CCT CONICET La Plata.
Homenaje a personal científico víctima de la dictadura cívico militar. Fotos: CCT CONICET La Plata.
Homenaje a personal científico víctima de la dictadura cívico militar. Fotos: CCT CONICET La Plata.

La presidenta del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET), Ana Franchi se dio cita en la sede del Centro Científico Tecnológico (CCT) CONICET La Plata y participó junto a Gloria Chicote, directora del organismo local, de un emotivo acto en homenaje a personal científico víctima del terrorismo de Estado durante la última dictadura cívico militar, evento que culminó con el descubrimiento de una placa conmemorativa en el hall central del edificio. Previamente, las mencionadas autoridades habían recibido al presidente de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP) Martín López Armengol y a su par de la Comisión de Investigaciones Científicas de la Provincia de Buenos Aires (CICPBA), Alejandro Villar, para mantener un encuentro sobre distintos aspectos y proyectos en torno a la política científica regional.

El espíritu del evento fue rendir homenaje a tres víctimas del terrorismo de Estado pertenecientes al CONICET La Plata: Dante Guede, técnico de la Carrera de Personal de Apoyo (CPA) en el Instituto Argentino de Radioastronomía (IAR, CONICET-UNLP-CICPBA); Liliana Galletti, becaria en la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación (FaHCE, UNLP); y Federico Gerardo Lüdden Lehmann, becario de la Facultad de Ciencias Exactas (FCEx, UNLP).

Además de las disertaciones de Franchi y Chicote, el acto central contó con las palabras de Roberto Rivarola, vicepresidente de Asuntos Tecnológicos del CONICET e integrante de la Comisión de la Memoria del organismo; y Verónica Cruz, Secretaria de Derechos Humanos y Políticas de Igualdad de la UNLP. Como moderadora, en tanto, participó Ana Barletta, miembro de la Comisión Provincial por la Memoria y docente de la UNLP.

Durante su exposición, Franchi agradeció al CCT y al trabajo inspirador de la Comisión de la Memoria del CONICET, y destacó la importancia de estas actividades. “Quiero pedir nuevamente perdón por lo que hizo y dejó de hacer el CONICET, por la complicidad que tuvo con el gobierno de facto durante la dictadura. Como un organismo del Estado argentino fue cómplice, por ejemplo, por la expulsión de compañeras y compañeros que no concurrían a sus lugares de trabajo a pesar de estar sus autoridades en pleno conocimiento de lo que estaba ocurriendo. Por cerca de 40 años, casi no se investigó a sí mismo ni lo que había pasado en estos años terribles. Muchos de nosotros y nosotras estuvimos en las calles reclamando memoria, verdad y justicia, pero el organismo no respondió”, expresó la presidenta del CONICET.

En otro orden, sostuvo: “Hace más de un año se conformó la Comisión de la Memoria del Consejo, espacio que hace un trabajo minucioso, complejo y doloroso. El compromiso de la Comisión y del CONICET es enorme, y ya tenemos expedientes de otras personas que fueron detenidas-desaparecidas durante la dictadura. Memoria, verdad, justicia y reparación, pero también futuro, porque tenemos que tener en claro lo que está pasando en Argentina y en el mundo con el avance de las ultraderechas”. Asimismo, apunto que desde el CONICET “tuvimos el acto del 24 de marzo; luego recordamos a desaparecidos del Museo Argentino de Ciencias Naturales “Bernardino Rivadavia” (MACN, CONICET); y la semana pasada recordamos al compañero Marcelo Nívoli, creador de la Oficina de Vinculación Tecnológica del Consejo, que estuvo 9 años preso durante la dictadura. Tenemos que recordar a cada uno de nuestros compañeros y compañeras, y por lo que pelearon. Esa es la única manera de no repetir la historia terrorífica que tuvimos en la Argentina”.

Por su parte, Rivarola reconoció la tarea compleja que lleva adelante la Comisión de la Memoria y realizó un recorrido por las historias de Liliana Élida Galetti, Dante Guede y Federico Gerardo Lüdden Lehmann, recordando sus trayectorias académicas y científicas, militancia política, y los terribles acontecimientos que rodearon sus desapariciones y muertes: “Fueron luchadores por una sociedad mejor. Me complace decir que muchos de las y los jóvenes que componen la Comisión han comprendido la situación aunque muchos no la hayan vivido personalmente, y están trabajando activamente, y es gracias a ellos que tenemos toda esta información que vamos ganando. Hay un tema fundamental, y es que debemos transferir esa memoria viva a las y los más jóvenes para que continúen y nunca se olviden. Y que esto no pase nunca más, nunca más. Memoria, verdad y justicia, ni olvido ni perdón, juicio y castigo a los culpables, y que se pudran en la cárcel. Va mi repudio a aquellos que conducían el CONICET y fueron cómplices. Tenemos que condenar, al menos moralmente, a todos aquellos que colaboraron con los genocidas”.

Uno de los momentos más emotivos del acto se vivió durante la entrega de un reconocimiento especial a Carmen “Tota” Ramiro de Guede, integrante de la Asociación de Madres de Plaza de Mayo y compañera de Guede. Cabe mencionar que el evento estuvo enmarcado en la iniciativa del CONICET, motorizada a partir de la conformación de su Comisión por la Memoria hace poco más de un año, de asumir la responsabilidad histórica del papel cumplido por el organismo de ciencia durante el proceso militar a través de la investigación a los procedimientos llevados a cabo, así como de la reconstrucción del personal secuestrado, desaparecido o asesinado y su reivindicación.

Al finalizar las disertaciones, las y los presentes se dirigieron al hall central del edificio para presenciar el descubrimiento de una placa conmemorativa a las tres víctimas.

Estuvieron presentes el vicepresidente de Asuntos Científicos del Consejo, Mario Pecheny, integrantes de la Comisión de la Memoria, trabajadores/as del CCT CONICET La Plata; comunidad científica local, representantes de instituciones de DDHH y familiares de las víctimas.

Política científica regional y acciones conjuntas

También, se realizó una reunión que antecedió al acto principal de la que participaron, junto a Franchi y Chicote, la gerenta de Desarrollo Científico y Tecnológico del CONICET Liliana Sacco y la coordinadora de la Unidad Administrativa Territorial (UAT) del CONICET La Plata Paula Solimano. En tanto que, por la UNLP, estuvieron presentes López Armengol y Nicolás Rendtorff, secretario de Ciencia y Técnica; al tiempo que, por la CICPBA, participaron la directora provincial de Gestión, Seguimiento y Desarrollo de la Actividad Científica, Mariela Silva, y el director provincial de Vinculación y Transferencia, Juan Brardinelli.

El eje central de ese cónclave fueron las acciones conjuntas entre las tres instituciones fueron el eje central de la reunión, en la que se repasó el presente y futuro de distintas convocatorias, proyectos e iniciativas para lo que resta del año y el comienzo del próximo. En sentido, se trató el estado de las obras de infraestructura que comenzarán a desarrollarse a comienzos del próximo año a nivel local.

Por otra parte, hizo hincapié en la federalización de la ciencia que se dio a través de la recuperación de una política del CONICET como es el ingreso a la Carrera del/la Investigador/a Científico/a (CIC), en retroceso durante el gobierno anterior, y aludió a la “lucha ganada” por los/as miembros de la Carrera del Personal de Apoyo (CPA) del CONICET en cuanto al régimen jubilatorio, obteniendo el mismo que los/as investigadores/as, reclamo histórico desde hace más de 20 años.

Volver a Actividades de la Comisión de la Memoria