PROGRAMA NACIONAL DE CIENCIA Y JUSTICIA

Convenio entre el CONICET y el Superior Tribunal de Justicia de Chubut

El objetivo es el análisis de ADN para estudios de vínculos biológicos e identificación de individuos.


El Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) y el Superior Tribunal de Justicia (STJ) de la Provincia de Chubut suscribieron un convenio de asistencia técnica -a través del Programa Nacional de Ciencia y Justicia del Consejo- con el objetivo de realizar análisis de ADN para estudios de vínculos biológicos e identificación de individuos.

Para formalizar dicha rúbrica, se llevó a cabo una reunión virtual entre los principales responsables del convenio.

Para la presidenta del CONICET, Dra. Ana María Franchi, esta firma viene a fortalecer la idea de “poner la ciencia al servicio de la sociedad, en el territorio”. También expresó que “la comunidad del Consejo hace ciencia financiada por el Estado, por la gente. Esta es una forma de empezar a devolver lo que recibimos generosamente de todo nuestro pueblo. Esperamos continuar en esta senda para poder seguir favoreciendo y ayudando a la sociedad”.

Por su parte, el presidente del Superior Tribunal de Justicia de Chubut, Dr. Alejandro Pannizzi, agradeció al CONICET y al Centro Nacional Patagónico (CCT CONICET CENPAT) por la “formidable oportunidad de poder acercar la verdad a las investigaciones forenses. Uno de los objetivos principales del Poder Judicial es el descubrimiento de la verdad y poder contar con esta oportunidad es para nosotros muy importante”, sostuvo Pannizzi.

También participó de la reunión virtual, el Dr. Rolando González-José, director del CENPAT y consultor del Programa Nacional de Ciencia y Justicia del CONICET. El doctor destacó que esta firma es un hito importante para el Programa, el cual busca “fortalecer los lazos entre la comunidad científica y los poderes judiciales de todo el país, para acercar la ciencia de aplicación forense a la sociedad en su conjunto”. También destacó que “la diversidad temática que abarca el CONICET puede ser puesta al servicio de la práctica pericial y contribuir al mejor desempeño de la justicia considerando tanto sus capacidades técnicas como humanas”.

“Este convenio es un trampolín para brindar cada vez mejores y diversos servicios que contribuyan a una mejor provisión de justicia en nuestra provincia”, concluyó González-José.

Quien viene liderando la relación con el STJ es el Dr. Néstor Basso, director del Laboratorio de Identificación Genética (IdeGen) dependiente del Instituto de Diversidad y Evolución Austral (IDEAus CONICET), quien junto a su equipo hace diecinueve años que realiza pericias y han contribuido a la labor pericial con capacitaciones, compra de equipamiento e incorporación de estándares de calidad e innovación.

Durante la reunión, Basso celebró el convenio y señaló que “el IdeGen es el primer laboratorio de genética forense del país en acreditar bajo la Norma IRAM-ISO / IEC 17025:2017”. Se trata de una norma de calidad del Organismo Argentino de Acreditación (OAA) para la acreditación internacional de laboratorios de ensayo.

Cabe mencionar que la relación entre ambas instituciones es histórica: en 2007 el STJ de Chubut y el CCT CONICET CENPAT celebraron un convenio específico para la realización de análisis moleculares de ADN a fin de determinar vínculos biológicos de paternidad e identificación de individuos y el estudio de análisis de origen óseo.

Estuvieron presentes durante el encuentro, por el Superior Tribunal de Justicia de Chubut, el Procurador General, Dr. Jorge Miquelarena, y el Jefe de Defensores de la Provincia, doctor Sebastian Daroca. Por el CONICET, la vicedirectora del CENPAT, Dra. María Teresa Dozo; el gerente de Asuntos Legales del Consejo, Dr. Alan Temiño; y el coordinador del Programa Nacional de Ciencia y Justicia, Mg. Germán Stalker.

Volver a Ciencia y Justicia