27/04/2018 | NOTICIAS INSTITUCIONALES
Científicos avanzan en un ranking de mamíferos argentinos en peligro de extinción  
Se realizó un taller del que participaron investigadores y técnicos de todo el país. El proyecto busca catalogar las especies amenazadas y establecer políticas de conservación.
Foto: Cortesía Investigador. “Taller metodológico de recategorización de mamíferos de Argentina”

Especialistas de todo el país se reunieron la Sala Latinoamericana del CCT CONICET Mendoza para participar del “Taller metodológico de recategorización de mamíferos de Argentina”. La recategorización de mamíferos consiste en asignarle a cada una de las especies distintas categorías según el grado de amenaza para su conservación. Estas categorías están delimitadas por una Ley de fauna y su decreto reglamentario.

“Este es el cuarto taller que se viene haciendo desde que se inició este proceso de recategorización. Este es, en particular, para capacitar a la gente que va a coordinar a los especialistas que van a hacer la recategorización de los mamíferos”, explica María Luisa Bolkovic, representante del Área Técnica de la Dirección Nacional de Fauna y Conservación de la Biodiversidad del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación (MAyDS).

Si bien los trabajos se iniciaron en 2015, es la primera vez que este proceso se realiza bajo un convenio marco de cooperación entre el Ministerio y la Sociedad Argentina para el Estudio de los Mamíferos (SAREM): “Se comenzó hace tres años planeando cómo hacer esto de forma conjunta, se solicitó el financiamiento y el año pasado se hizo un convenio marco de cooperación ente las dos instituciones y una carta acuerdo con este proyecto en particular. Desde diciembre corren 18 meses para tener el proceso completo. Desde la financiación, este es el primer encuentro con todos los coordinadores”, detalla Bolkovic.

“En conjunto con el Ministerio de Ambiente emprendimos el desafío inmenso que tenemos para manejar a nuestros mamíferos, de entender su situación desde el punto de vista de la conservación.  Para eso se utiliza toda una metodología que está estandarizada por la Unión Mundial para la Conservación de la Naturaleza (UICN), que es la ONG pionera a nivel mundial en estos aspectos. Empezamos a trabajar fuerte en ver qué pasa fronteras adentro de nuestro país. Necesitamos entender cómo están esos mamíferos para poder manejarlos bien”, comenta Javier Pereira de la SAREM, quien es Investigador del CONICET con lugar de trabajo en el Museo Argentino de Ciencias Naturales “Bernardino Rivadavia”.

El proceso de recategorización abarca todos los mamíferos que habitan territorio argentino: “Se les otorga una categoría, independientemente de si están en peligro de extinción o no. Es necesario revisarlos porque justamente aparecen sorpresas. Quizás se pensaba que un animal estaba bien y de repente pueden encontrarse problemas en el manejo o en el hábitat y puede cambiar de categoría, de haber estado como Preocupación menor pasa a una categoría de Vulnerable”, explica Bolkovic.

“Estamos categorizando en este momento 408 especies de mamíferos nativos y más una treintena aproximadamente de mamíferos introducidos y el trabajo no sólo implica la categorización, sino que también se hacen fichas para el conocimiento de la especie donde se volcará toda la información que luego se convertirá en material accesible para todo el mundo en la página del Ministerio de Ambiente y en la página de la Sociedad”, agrega Pereira.

Para realizar la recategorización, los profesionales utilizan una serie de criterios cuantitativos estandarizados a nivel mundial que en un futuro permitirán comparar el trabajo realizado aquí con el de otros países y determinar la situación argentina a nivel de conservación de especies. Además, esta recategorización servirá como línea de base para evaluar la evolución de los mamíferos en el tiempo.

“Esta recategorización significa un verdadero desafío metodológico, ya que implica alinear un importante número de personas detrás de un objetivo y una metodología común que otorgue resultados sólidos que permitan traducirlo en las políticas públicas de conservación”, explica el investigador.

“Estamos frente a un proceso histórico en el cual se juntan los máximos especialistas de mamíferos del país con las autoridades encargadas de aplicar todos los criterios que surgen de acá. Por eso el desafío es importante, tenemos más de un año para trabajar y para traducir todo esto en políticas públicas para mejorar la conservación de nuestros máximos exponentes de la fauna argentina”, agrega.

 

 

 

 

Fuente: Leonardo Fernandez – CCT Mendoza