18/08/2016 | Vinculación tecnológica
Proyectos del CONICET fueron seleccionados por un Centro de Innovación Tecnológica
Cada vez más científicos apuestan a la conformación de empresas. Recientemente, seis proyectos de investigadores del CONICET fueron seleccionados para empezar a desarrollarse.
Líderes de los proyectos seleccionados por CITES 2016. Foto: Gentileza CITES.

Todos los años, el Centro de Innovación Tecnológica, Empresarial y Social Empresarial (CITES) del grupo SanCor Seguros, selecciona proyectos de Empresas de Base Tecnológica (EBT) para apoyar su creación a través de soporte financiero, tecnológico y de gestión a emprendedores. Las EBT son una importante vía para transferir tecnología y llevar los resultados de investigación del laboratorio a la sociedad, así como para crear empleos calificados y de calidad. Tienen como fin explotar nuevos productos y/o servicios a partir de resultados de investigación científica y tecnológica, por eso el CONICET, al concentrar recursos altamente calificados, es una de las instituciones claves en Argentina de dónde pueden emanar proyectos de éste tipo.

Este año, en la primera etapa del programa, CITES seleccionó 20 de los 92 proyectos presentados para empezar la etapa de preincubación donde se conocerán en profundidad los equipos, su potencial y tecnologías detrás de ellos. De esos 20, seis son liderados por investigadores del Consejo, que presentaron propuestas para desarrollar productos y servicios para las áreas de biotecnología, farmaceútica, bioinformática, agricultura y salud.

Los seleccionados tendrán tiempo hasta noviembre para mostrar la potencialidad de sus innovaciones, y así avanzar en el camino de la financiación, que puede alcanzar los 500 mil dólares.

Apoyo a la innovación tecnológica

Invitados por CITES, Juan Soria, Director de Vinculación Tecnológica del CONICET, y Jazmin Kleinerman, coordinadora del programa de Empresas de Base Tecnológica dependiente de dicha Dirección, participaron del lanzamiento del programa junto a otros oradores nacionales e internacionales.

Durante su exposición Soria comentó algunos aspectos de la vinculación tecnológica en el CONICET y su relación con la incubadora. “Vemos en CITES la oportunidad de que los proyectos de nuestros investigadores emprendedores puedan acelerarse y llegar a la sociedad de una manera diferente a la que podemos brindarle en el Consejo a partir de nuestras herramientas de transferencia”, precisó.

Desde hace cuatro años, el Consejo promueve la creación y el fortalecimiento de empresas de base tecnológica. Sus laboratorios son un semillero de ideas innovadoras que pueden cristalizarse en exitosos emprendimientos comerciales si se combinan con investigadores ávidos de emprender e inversores dispuestos a apostar, entre otras variables.

El proceso de crear una EBT o startup es lento y complejo; pese a ello, desde la Dirección de Vinculación Tecnológica se trabaja continuamente en generar las condiciones adecuadas para que los proyectos de EBT entre la comunidad científica florezcan.

“CITES es un socio estratégico para CONICET; tiene las herramientas y la visión comercial para desarrollar empresas, armar planes de negocios, y atraer a futuros inversores; en definitiva para acompañar el proceso de una tecnología hasta que llega al mercado”, señaló Soria, quien finalizó su charla afirmando que este tipo de alianzas permiten el fortalecimiento del ecosistema emprendedor.