25/09/2014 | DIVULGACIÓN CIENTÍFICA
La escuela: un lugar para aprender a aceptarnos
Investigadores elaboraron contenidos didácticos para trabajar la temática de la inmigración con alumnos y docentes.
Valija migrante

Un crisol es un recipiente que se utiliza para fundir sustancias hasta convertirlas en una sola. Este fue el concepto tomado durante el centenario de la Nación para dar cuenta de una convivencia multicultural armoniosa y homogénea entre distintas etnias, religiones y culturas, el “crisol de razas”. Esta metáfora ha sido revisada, ya que la idea no es homogeneizar y fusionar, sino integrar y lograr una igualdad en la diferencia.

“Sin embargo, este ideal de convivencia armoniosa contrasta con la realidad que viven día a día los extranjeros que llegan al país, alrededor de los que se construyen estereotipos que distan bastante de la idea de comunión”, analiza Ana Paula Penchaszadeh, investigadora asistente del CONICET en el Instituto de Investigaciones Gino Germani (IIGG) e investigadora consulta del Centro de Justicia y Derechos Humanos de la Universidad de Lanús (CJDH-UNLa).

Para desarticular los prejuicios discriminatorios que giran en torno de los inmigrantes, un grupo interdisciplinario de investigadores del CONICET, del Centro de Justicia y Derechos Humanos de la Universidad de Lanús (UNLa) y de otros centros académicos, coordinado por Penchaszadeh y María Inés Pacecca, creó una serie de materiales didácticos para ser trabajados en la escuela, uno de los lugares donde más se puede palpar este tipo de discriminación.

El objetivo de la Valija de Materiales es revisar cómo fueron y son construidas las imágenes del inmigrante con el fin de prevenir y desarmar los discursos, creencias y prácticas xenófobas en el contexto escolar y a la vez construir un concepto histórico de igualdad, capaz de contener y reconocer las diferencias nacionales, étnicas, culturales y de género, entre otras.

“Hay muchos niveles de discriminación en la escuela y a eso apunta la valija. La hipótesis de inicio era que en ese ámbito no era un tema que se abordara más que desde una perspectiva histórica y como pieza de museo”, explica Penchaszadeh.

Los profesionales destacan el rol estratégico de la escuela para realizar un abordaje histórico e integral de la temática inmigratoria en el país, construir lazos sociales solidarios y desarticular prejuicios. “La valija intenta hacer un pequeño aporte en la formación de una nueva modalidad de ciudadanía más amplia que la nacional y con un enfoque regional. Observamos que el relato europeizante de las inmigraciones ha eclipsado el relato latinoamericano. El objetivo, entonces, es mostrar cómo la inmigración latinoamericana en Argentina es histórica y, al mismo tiempo, contemporánea”, agrega Penchaszadeh.

La creación de esta serie de materiales surge como parte del Proyecto “Niñez, Migraciones y Derechos Humanos en Argentina” que se desarrolla, desde 2009, bajo la coordinación del Programa de Migraciones y Asilo del CJDH-UNLa y el área de Protección de Derechos de la Oficina en Argentina de UNICEF. En 2011, con el apoyo de la Subsecretaría de Equidad y Calidad del Ministerio de Educación de la Nación, se creó una Mesa Interinstitucional de Educación, Migración y Niñez de la que participaron personas de ámbitos académicos, gubernamentales y de la sociedad civil. Producto de esta interacción, surgió la idea de crear los contenidos de la Valija.

Penchaszadeh explica que están dirigidos a niños y adolescentes de 5º a 7º del primario y al primer ciclo del secundario. La Valija cuenta con materiales para la formación de los docentes que incluyen manuales de orientación pedagógica, de consulta bibliográfica y un texto marco que vincula las temáticas de la inmigración, la diversidad y los derechos en Argentina. Para los alumnos se elaboraron guías de trabajo, con ejercicios y consignas que permiten abordar transversalmente, en distintas materias, la temática de las migraciones. Asimismo, la Valija incluye una selección de siete cortometrajes elegidos con el apoyo de CineMigrante, con sus respectivas fichas de referencia, reflexión y trabajo.

En el proceso de reflexión que busca promover la Valija los docentes tienen un papel protagónico: “Son vectores de igualdad o, por el contrario, de xenofobia. Pueden ser transmisores claves de uno u otro mensaje y forman ciudadanos, es por eso que es importante, antes de llegar al aula, llegar a los docentes en sus espacios de formación”, asegura Penchaszadeh.

Finalmente, la investigadora, explica la importancia de la ley migratoria argentina que contempla la migración como derecho humano y la necesidad de trabajar en su aplicación. “Cuando se tiene una legislación como la nuestra, es preciso defenderla, difundirla y trabajarla. La ley es palabra muerta si no la hacés institución, si no se discute o si no se traduce en actos a través de recursos o prácticas concretas como la Valija”, concluye.

El 23 de septiembre, la Valija de Materiales Didácticos fue presentada y lanzada en el Palacio Pizzurno en un encuentro del que participaron Ana Paula Penchaszadeh y María Inés Pacecca, entre otros referentes del tema.

El 17 de julio de este año el Ministerio de Educación de la Nación, declaró de Interés Educativo el Proyecto “(Re) Pensar la inmigración en Argentina. Valija de Materiales didácticos para trabajar en y desde la Escuela”. Desde el organismo destacaron que esta iniciativa atiende cuestiones de relevancia socio-cultural de interés para el mejoramiento de temas vinculados con la vida social y los derechos humanos, que congrega a toda la comunidad para recordar las raíces propias vinculadas a nuestros antepasados e inmigrantes en Argentina.

Link para acceder a la Valija: valijainmigracion.educ.ar

  • Por Cecilia Leone