NOTICIAS INSTITUCIONALES

Gabriel Rabinovich fue distinguido con el Premio Dr. Eduardo Charreau a la Cooperación Científico-Tecnológica Regional

El novel galardón apunta a premiar la labor científico-tecnológica llevada adelante en un marco de cooperación regional.


Gabriel Rabinovich. Foto: CONICET Fotografía.

Gabriel Rabinovich, investigador superior del CONICET y director del Laboratorio de Inmunopatología del Instituto de Biología y Medicina Experimental (IBYME, CONICET), fue elegido ganador de la primera edición del Premio Dr. Eduardo Charreau a la Cooperación Científico-Tecnológica Regional. La distinción es compartida con Wilson Savino, un prestigioso biólogo brasileño que trabaja en su país en la Fundación Oswaldo Cruz (Fiocruz) y, al igual que Rabinovich, se especializa en inmunología.

El jurado estuvo integrado por un representante de cada una de las tres instituciones organizadoras: la Dra. E. Susana Hernández, Presidenta de la Asociación Argentina para el Progreso de la Ciencia (AAPC), el Dr. Miguel Blesa Presidente por la Asociación Interciencia (AI) y el Porf. Mario Albornoz, coordinador del Observatorio Iberoamericano de la Ciencia, la Tecnología y la Sociedad de la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI), quienes estuvieron apoyados por un comité de expertos.

La postulación de Rabinovich, tanto como la presentación de sus referencias, estuvo a cargo del IBYME y de la Fundación IBYME. El jurado destacó la excelencia en la producción de los investigadores ganadores, su rol en la formación de recursos humanos y su contribución al establecimiento de lazos de cooperación científica en el plano regional.

Eduardo Charreau (1940-2019) fue un prestigioso científico argentino, discípulo del ganador del Premio Nobel, Bernardo Houssay. Fue presidente del CONICET entre 2002 y 2008 y entre 1993 y 2010 tuvo a su cargo la dirección del IBYME, instituto fundado por el propio Houssay en 1944. Formó parte de la Carrera del Investigador Científico y Tecnológico (CIC) del CONICET y en el 2013 fue nombrado Investigador Superior Emérito. En la promoción de la cooperación científica regional, fue presidente de la Asociación Argentina para el Progreso de la Ciencia, y destacado dirigente de la Asociación Interciencia, que nuclea las asociaciones de avance de la ciencia de la región. Fue Director Nacional y Binacional del Centro Argentino Brasileño de Biotecnología (CABBIO), uno de los proyectos de colaboración bilateral más exitosos. A la hora de su fallecimiento, ocurrido a principios de 2019, el Dr. Charreau integraba el Grupo Científico Asesor del Observatorio Iberoamericano de la Ciencia, la Tecnología y la Sociedad de la Organización de Estados Iberoamericanos (OCTS-OEI).

“De los premios que recibí a lo largo de mi carrera éste es uno de los que mayor emoción me genera. Eduardo Charreau es la persona que me cambió la vida en términos profesionales, fue quién en el año 2004 me ofreció un espacio en el IBYME para poder montar mi laboratorio de inmunopatología. Fue, además, un Maestro con mayúsculas. Una persona intachable, tanto desde el punto de vista científico como humano. Tuve la fortuna también de que me ofreciera su amistad. Que el jurado haya decidido otorgarme este premio en su primer edición me llega al corazón, por todo lo que significó Eduardo Charreau en mi vida”, señaló Rabinovich.

El investigador también destacó el honor que significa para él compartir el premio con Wilson Savino, a quien conoce hace veinte años y al que lo une una muy buena relación profesional: “Hemos colaborado juntos tanto en trabajos de investigación como en la organización de reuniones científicas. Él ha sido una persona clave para afianzar los vínculos de colaboración entre investigadores de América Latina. Es muy significativo, además, que habiéndose presentado investigadores iberoamericanos de muy diversas disciplinas, nos den el premio a dos inmunólogos”.

Gabriel Rabinovich es Licenciado en Bioquímica y Doctor en Ciencias Químicas en el área de Inmunología por la Universidad Nacional de Córdoba (UNC). Es investigador superior del CONICET y Profesor Titular de Inmunología en la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad de Buenos Aires (FCEN, UBA). En los albores de su carrera científica, todavía en su Córdoba natal, logró identificar las funciones inmunológicas de una proteína llamada Galectina-1. Desde ese momento, participó y dirigió numerosas investigaciones que avanzaron en mostrar la importancia de esta proteína en la regulación del sistema inmune en situaciones de patología como cáncer, enfermedades autoinmunes e infecciones. Ha publicado más de doscientos artículos científicos, muchos de ellos en revistas de alto impacto como Cell, Nature, Nature Immunology; Nature Medicine, Cancer Cell, Journal of Experimental Medicine, Immunity, PNAS, Cancer Research y Journal of Immunology.

A lo largo de su carrera profesional fue distinguido con numerosos premios. Entre los más importantes figuran: Investigador de la Nación Argentina (2017); Premio Houssay Trayectoria en Bioquímica y Biología Molecular (2017); Premio Konex Platino a la Ciencia y la Tecnología en Ciencias Biomédicas (2013); Premio de la Academia de Ciencias para el Mundo en Desarrollo (TWAS) en Ciencias Médicas (2010); Premio Bunge & Born Trayectoria en Ciencias Médicas (2014) y el Premio Bunge & Born Estímulo en Bioquímica (2005). Es además Miembro de la Academia Nacional de Ciencias de los Estados Unidos desde 2016 y de la Academia Nacional de Ciencias Argentina (2011).

El jurado destacó su participación en el establecimiento de numerosas redes de colaboración con la región Iberoamericana, con Colombia, Perú, Uruguay, México, Brasil, Chile, España y Portugal. Publicó numerosos trabajos en colaboración con estos países liderando subsidios conjuntos, organizando maestrías y dictando cursos de alcance regional, y recibiendo numerosos becarios latinoamericanos en su laboratorio. Fue investigador visitante en varias universidades de la región, y dictó conferencias en 26 ciudades de Iberoamérica además de organizar numerosos congresos regionales. Fue designado Miembro de la Academia de Ciencias de Latinoamérica y de Ciencias del Mundo, y recibió el premio al Joven más talentoso de América del Sur (Caxambu Brasil) “Jovenes talentos de America del Sur”.

El 4 de junio al mediodía tendrá lugar una premiación virtual que se complementará con un evento presencial no bien las autoridades gubernamentales habiliten la realización de reuniones de esta índole.

Mención especial para otra investigadora del CONICET

Además de elegir como ganadores de la edición 2020 del Premio Dr. Eduardo Charreau a la Cooperación Científico-Tecnológica Regional a Gabriel Rabinovich y Wilson Savino, el jurado resolvió otorgar una mención especial a la química argentina Alicia Fernández Cirelli, investigadora superior del CONICET en la Unidad Ejecutora de Investigaciones en Producción Animal (INPA, CONICET-UBA).