27/10/2015 | NOTICIAS INSTITUCIONALES
“Rompemitos”: un juego de preguntas y respuestas
Valeria Edelsztein participó del espacio que el CONICET tiene en Tecnópolis y se valió de la ciencia para derribar falsas creencias.
Valeria Edelsztein en el Espacio de "Diálogos y Cine" del CONICET en Tecnópolis 2015. Foto: CONICET Fotografía.

Valeria Edelsztein es investigadora del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) y miembro de la Plataforma País Ciencia. En su visita a Tecnópolis, realizó un juego de preguntas y respuestas con el público y puso a prueba cómo ciertos mitos están muy arraigados en nuestra vida cotidiana, como las típicas recetas caseras de la abuela. Con la ayuda del saber científico, Valeria desmitificó algunas creencias populares y brindó explicaciones ante un auditorio sorprendido.
Estos son algunos de los mitos que trató de derrumbar:

¿Cuál es la mejor solución para el llanto cebollino? Ponerse fósforos quemados en la boca, masticar miga de pan o mojar el cuchillo.
Uno llora cuando corta cebolla porque se rompen las membranas celulares y se ponen en contacto una enzima y un sustrato que al reaccionar generan un compuesto que tiene azufre y es volátil, y llega a nuestra nariz y ojos.
A su vez, esos compuestos son solubles en agua. Entonces, cuando llegan al ojo, se disuelven en la película acuosa que tenemos y forman compuestos ácidos que nos hacen llorar. ¿Por qué mojar el cuchillo es una buena solución? Los compuestos en vez de irse al aire, se van a quedar disueltos en el agua del cuchillo.
“Ponerse fósforos quemados en la boca y masticar miga de pan son cosas que decían nuestras abuelas. No funcionan, pero tienen una razón de ser. Tanto el fósforo quemado como la miga de pan son muy porosos. Entonces, las moléculas volátiles podrían quedarse adsorbidas, es decir “pegarse” en la superficie de estos materiales. No funciona en este caso, pero sí lo hace cuando colocamos bicarbonato de sodio en la heladera para que no haya olor: las moléculas volátiles (que percibimos como olor) se adsorben en el bicarbonato que tiene una gran superficie de contacto”.

Después de consumir un alimento muy ácido o azucarado hay que lavarse los dientes ¿inmediatamente, sin dentífrico, luego de 20 minutos o jamás?
Uno tiende a pensar que cuando uno come algo azucarado es mejor lavarse los dientes rápido, pero la saliva tiene una función que es restaurar la acidez normal de la boca. Una de las causas para la formación de caries son los ácidos que producen como desechos las bacterias que viven en la boca. Si me lavo enseguida, con el cepillo refriego contra los dientes lo ácido atacando el esmalte y envío el dulce para toda la boca. Si dejo pasar un tiempo, la saliva cumple su función, que es restaurar la acidez normal de la boca. Las asociaciones de odontólogos recomiendan hacer un buche inmediatamente con agua y luego de 20 a 30 minutos sí cepillarnos y de esa manera minimizar la presencia del ácido y del azúcar.

Los huevos de color ¿son más grandes, nutricionalmente iguales, tiene menos colesterol o tienen mayor contenido proteico que los huevos blancos? La diferencia de precio no tiene sustento alguno. En ocasiones, puede ser porque hay menos gallinas ponedoras de huevos de color y porque son más grandes y requieren un poco más de alimento, pero nutricionalmente son iguales. El color se debe a un pigmento y depende de la raza de la gallina. Incluso hay huevos verdes o celestes. Esto colabora en el camuflaje: las hembras ponen los huevos y los dejan en el medio del pasto o en el nido, y cuanto más se parezca ese color al color del entorno, menos posibilidades tienen de que los ataque un depredador.

¿Por qué hace burbujas el agua oxigenada en las heridas? Destruye microorganismos, se descompone liberando oxígeno, es una consecuencia de la desinfección.
El agua oxigenada tiene fecha de vencimiento, generalmente de un año, porque se descompone sola, lentamente en agua y oxígeno. Pero esta reacción puede acelerarse con un catalizador o por acción de ciertas enzimas. En los procesos celulares de nuestro cuerpo se generan desechos y uno de estos es el agua oxigenada. Con una enzima (catalasa), que se encuentra en la sangre, la descomponemos en oxígeno y en agua. Entonces, cuando agrego agua oxigenada en una herida, la catalasa la descompone. Eso ayuda a desinfectar ya que algunos microorganismos capaces de infectarnos son anaerobios, es decir, que viven en ambientes sin oxígeno. Al colocar agua oxigenada, el oxígeno genera un ambiente incompatible con estos microorganismos. Las burbujitas son propias de este proceso. Simplemente es el oxígeno gaseoso escapando

¿Verdadero o falso? Sonarse los nudillos repetidamente causa artritis. La evidencia por el momento nos muestra que es falso. Entre las articulaciones tenemos una capsula rellena de líquido sinovial que lo que hace es evitar que choquen entre sí los huesos. Cuando uno se suena los dedos, cambia el volumen de la bolsita de líquido sinovial y se modifican las presiones; los gases disueltos se pueden escapar y lo que escuchamos son las burbujitas de gas que se reacomodan.

Edelsztein reconoció la importancia de estar informados para evitar que nos engañen con creencias sin ningún sustento científico.