INVESTIGADORES
GOLDSTEIN Ariel Alejandro
artículos
Título:
Prensa y política: los gobiernos latinoamericanos y el caso argentino
Autor/es:
GOLDSTEIN, ARIEL ALEJANDRO
Revista:
Revista de investigación en Ciencias Sociales
Editorial:
FACULTAD DE CIENCIAS SOCIALES, UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES
Referencias:
Lugar: Buenos Aires; Año: 2015 p. 66 - 66
Resumen:
En las primeras décadas del siglo XXI en nuestra región se produjo la emergencia de nuevos liderazgos de popularidad como los de Cristina Kirchner, Rafael Correa, Evo Morales, Hugo Chávez y Lula da Silva. Las resistencias frente a los efectos de la aplicación de reformas estructurales de orientación neoliberal en los distintos países fueron dando lugar a escenarios de resistenciaa estos procesos que originaron la llegada al poder de fuerzas políticas de signo opuesto. Las políticas sociales desarrolladas por estos mandatarios, en conjunto con una situación económica internacional favorable para las exportaciones, permitieron una distribución orientada a paliar ciertas desigualdades. Esta distribución material, en conjunto con la inclusión simbólica de ciertos sectores como una característica de su acción de gobierno, les ha proporcionado a estos mandatarios el apoyo de importantes mayorías, convirtiéndolos en líderes de popularidad y permitiendo su revalidación en las urnas. Otro factor que ha contribuido para la afirmación de la popularidad de estos mandatarios ha sido su gran capacidad de comunicación con sus públicos y audiencias/electores.A partir del conflicto que estos gobiernos han tenido con importantes grupos de medios, originados por la cobertura adversa a las acciones de estos mandatarios, los últimos han realizado un cuestionamiento por lo menos discursivo a las relaciones de propiedad de este mercado (Waisbord, 2013), así como a las posiciones políticas adoptadas por los mismos. En este sentido, los presidentes han buscado formas de comunicación directa con sus audiencias, eludiendo las mediaciones tradicionales de los periodistas que se erigen como representantes ante la ciudadanía. De este modo, se han creado programas televisivos y usuarios de redes sociales desde los distintos gobiernos que apuntan a difundir una ?agenda positiva? vinculada a las definiciones presidenciales. Esto manifiesta la intención de los mandatarios de competir con los medios tradicionales en la definición de los temas más importantes que se debaten. Esta construcción de agendas divergentes entre los grandes medios y los gobiernos progresistas contribuye a una permanente actualización de micro-disputas políticas en las redes sociales, en los diarios online, y hay constantes réplicas discursivas entre los personajes de la política para restablecer la primacía de las visiones correspondientes a su discurso.