IDIHCS   22126
INSTITUTO DE INVESTIGACIONES EN HUMANIDADES Y CIENCIAS SOCIALES
Unidad Ejecutora - UE
libros
Título:
La Cuestión Malvinas y el rol del Congreso. Su construcción y abordaje. Análisis de la participación del Congreso de la Nación en el tratamiento de la Cuestión Malvinas desde el retorno de la Democracia (1983-2011)
Autor/es:
SANCHEZ, LEANDRO E.; GOMEZ, FEDERICO, M.
Editorial:
Dunken
Referencias:
Lugar: Ciudad de Buenos Aires; Año: 2014 p. 232
ISSN:
978-9870272373
Resumen:
La autonomía no sólo requiere de viabilidad nacional y de recursos domésticos, sino también de un compromiso explícito por parte de las élites de que la autonomía tiene un valor intrínseco. Este punto de vista no ignora el sistema político nacional en el que interactúan los elementos que van a producir la política exterior. En definitiva, de lo que se trata es de descomponer las teorías centradas en el Estado para reconocer la inevitabilidad del enfrentamiento interno acerca de lo que constituye el ?interés nacional? y partir de ello, poder comprender la necesidad de reconciliar al mismo tiempo exigencias nacionales e internacionales. La política exterior, en definitiva, está determinada en buena medida por el sistema político en que se formula, y como otras políticas, resulta de un conjunto de interacciones que se llevan a cabo de acuerdo con una serie de reglas, estructuras y valores que emanan de él. La elaboración de la agenda exterior en países como Argentina se encuentra primordialmente en manos del Poder Ejecutivo, atento las atribuciones constitucionales en la materia. Debido a su naturaleza de órgano unipersonal, y acompañado de una burocracia jerárquicamente subordinada y considerablemente más amplia que la del Parlamento, el Presidente de la Nación en la mayor parte de los casos es quien define los temas prioritarios de la agenda de política exterior. También es el Presidente quien dispone en términos relativos de más instrumentos para hacer efectivo su plan de acción en materia exterior. En los regímenes presidenciales, como es el caso de Argentina, el principio de separación y división de poderes, la elección separada del Jefe del Gobierno y la Cámara de Representantes (la doble legitimidad planteada por Linz), y la autonomía institucional, brindan incentivos para centrar el análisis en el Parlamento, puesto que este incluye, representa y articula un conjunto de intereses que responden en buena medida a la relación de fuerzas en la sociedad (Duroselle, 1992: pp.174). Sin embargo, el tratamiento legislativo en Argentina, como en otros lugares del mundo, siempre ha estado rodeada de suspicacias, cuando no de fundadas sospechas. Este trabajo aspira a acercar al lector un conjunto de información en torno al tratamiento de la cuestión Malvinas, como parte sustancial de la política exterior del país, en el Congreso de la Nación en casi 30 años de democracia.
rds']