IANIGLA   20881
INSTITUTO ARGENTINO DE NIVOLOGIA, GLACIOLOGIA Y CIENCIAS AMBIENTALES
Unidad Ejecutora - UE
congresos y reuniones científicas
Título:
Evolución paleoambiental y paleoclimática en la Precordillera sanjuanina (32° 02' S), durante el Pleistoceno tardío y Holoceno, Argentina
Autor/es:
PANTANO, ANA; SAYAGO, JOSÉ MANUEL; SANTI MALNIS, PAULA; VERA, BÁRBARA
Lugar:
Ushuaia
Reunión:
Congreso; VI CONGRESO ARGENTINO DE CUATERNARIO Y GEOMORFOLOGIA; 2015
Institución organizadora:
Laboratorio de Geomorfología y Cuaternario; Centro Austral de Investigaciones Científicas; Asociación Argentina de Cuaternario y Geomorfología
Resumen:
El objetivo principal de esta contribución es el análisis del registro sedimentario durante el Cuaternario tardío en el piedemonte de la precordillera a los 32°02´ LS, en la provincia de San Juan, Argentina (Fig. 1). Se realiza una reconstrucción de las condiciones paleoambientales y paleoclimáticas predominantes. El análisis se realizó en la pampa del Acequión donde se eligieron tres sectores para describir los perfiles (Boca del Acequión, Finca Callia y Lomas del Acequión). Para el análisis sedimentológico, paleontológico y geocronológico se tuvo en cuenta la unidad morfogenética en la cual se encuentran los perfiles, así como también el control neotectónico que las afectan. Tres unidades morfogenéticas se utilizaron para describir el Cuaternario tardío en la pampa del Acequión, la unidad lacustre de la Boca del Acequión, el conoglacis del río Los Pozos y el glacis cubierto de las Lomas del Acequión. Los depósitos lacustres de la Boca del Acequión representan dos ciclos de agradación separados por una discordancia erosiva. El primero está constituido por asociaciones de litofacies de un sistema lacustre somero con participación de sistemas fluviales de baja energía progradantes, la edad numérica en macrorestos vegetales arrojaron 32.680±1580 14C años AP (Perucca et al., 2012), la cual se correlaciona al piso 3 del registro de isótopos marino, que indica un mejoramiento en las condiciones climáticas durante la última glaciación (Lowe y Walker, 1998). En esta secuencia se encontraron megamamíferos atribuibles al género Hippidium y a un Tardigrada aff. Megatherium (Vera et al., 2013), los cuales representan el primer hallazgo de megafauna del Pleistoceno tardío en la precordillera sanjuanina. El segundo ciclo de agradación corresponde a asociaciones de litofacies de un ambiente palustre que interactúa con llanuras de inundación de un sistema fluvial, esta secuencia se correlaciona con depósitos palustres del cañón del Acequión con una edad numérica en macrorestos vegetales de 7.497±157 14C años AP (Perucca et al., 2012), la cual estaría indicando una agradación en el sistema durante el Holoceno temprano. El conoglacis del río Los Pozos en el sector de la Finca Callia está constituido por una asociación de litofacies de un sistema fluvial que intercala ciclos de baja, media y alta energía con participación de aporte eólico. Por medio del método de Accelerator Mass Spectrometry (AMS) se obtuvieron las edades numéricas de 25.910±230 14C años AP en la base de la secuencia y en la parte superior 12.427±91 14C años AP, las cuales representan para el área de estudio el piso 2 del registro de isótopos marino que abarca la última glaciación (Lowe y Walker, 1998). El glacis cubierto de las Lomas del Acequión presenta una sucesión continua que comienza con asociaciones de litofacies de un sistema fluvial efímero con una importante componente eólica que prograda hacia facies de flujos hiperconcentrados y termina en asociaciones de litofacies de un sistema fluvial entrelazado, entre éstas dos últimas asociaciones se obtuvo una edad numérica de 3.649±56 14C años AP (método AMS), la cual indicaría un aumento de la humedad en el ambiente, probablemente hacia un clima semiárido. Esta unidad morfogenética está controlada por un sistema de fallas transcurrente de rumbo noroeste, que se relacionaría a la reactivación de anisotropías en el sustrato paleozoico. Las unidades morfogenéticas presentan dos eventos de incisión vertical que indican importantes cambios en las condiciones ambientales y/o están sujetos a la reactivación tectónica. El primer evento de incisión está representado con la generación de cárcavas, barrancos y deslizamientos en todas las unidades, estaría asociado a la última transición glacial-interglacial entre los pisos isotópicos 2/1, donde el cambio a condiciones de mayor humedad genera la erosión en cárcavas y barrancos generalizada sobre las unidades.  En algunos casos esta erosión está controlada por lineamientos que corresponden a fallas activas. Por otro lado, el segundo evento de incisión vertical está asociado a la reactivación de diferentes sistemas de fallas que evolucionaron desde el Pleistoceno tardío hasta el Holoceno tardío y que condicionan el paisaje actual.
rds']