05/09/2017 | NOTICIAS INSTITUCIONALES
Red de Seguridad Alimentaria: presentación de casos de éxito y logros alcanzados
Se presentaron los avances de la Red dinámica que cuenta con 135 investigadores, 13 grupos de trabajo y más de 50 instituciones participantes.

Ver video Presentación de la RSA

En el Auditorio del Centro Cultural de la Ciencia del Polo Científico Tecnológico se presentaron casos de éxito, ejes de trabajo y logros alcanzados de la Red de Seguridad Alimentaria (RSA) del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET): una unidad de referencia que tiene como objetivo desarrollar y analizar información, con fundamento científico tecnológico, de la situación actual en materia de Seguridad Alimentaria, que sirva como base para definir políticas de gestión en cooperación con autoridades nacionales y regionales. Para ello, promueve la interacción del CONICET y otros organismos de ciencia, con instituciones  nacionales e internacionales encargadas de la gestión del riesgo en materia de seguridad alimentaria.

Durante la apertura institucional, el doctor Alejandro Ceccatto, presidente del CONICET, expresó: “Buscamos en esta gestión del Consejo, y por eso el slogan “CONICET Ciencia en tu vida”, que además de que la sociedad considere al organismo como una institución prestigiosa -pero algo lejana- pueda lentamente entender como lo que se hace desde el Consejo afecta para bien la vida de cada una de las personas de este país, y claramente la Red de Seguridad Alimentaria va en esta dirección”.

Además, Ceccatto, hizo referencia a las redes temáticas del Consejo que tratan diversos temas, requieren un abordaje permanente y una cooperación entre distintos institutos e investigadores, y en muchos casos exceden las fronteras del CONICET e implican una asociación con otros organismos y universidades. En relación a la RSA sostuvo que: “Argentina se presenta al mundo como un productor de alimentos de calidad y el primer paso para que eso sea creíble para los compradores internacionales es que tengamos una organización en el control y la calidad de los alimentos. La Red compuesta por investigadores del Consejo, del INTA, el INTI, la CNEA, y universidades nacionales, se propone como una herramienta técnica que incorpora los últimos adelantos científicos y tecnológicos, como un auxiliar técnico para que las áreas específicas que tienen que garantizar la sanidad, la seguridad alimentaria en el país y en las exportaciones”.

Por su parte, el doctor Carlos Van Gelderen, director de la RSA y miembro del Directorio del Consejo, delineó los desafíos de la Red en un contexto mundial donde “para el 2050 la población será de 9 billones de personas y la demanda de alimentos en los próximos 50 años superará lo consumido en los últimos 7 mil años”. A su vez, resaltó los objetivos estratégicos de dicha Red: “Aportar criterios técnicos y científicos para promover la excelencia de los alimentos de la Argentina y el Mercosur, aumentar la confianza del consumidor, y alcanzar un sistema de análisis de riesgo más eficiente, uniforme y reconocido internacionalmente”.

Y agregó que entre los objetivos también, están “promover líneas de investigación que tiendan a la resolución de problemas de la comunidad y el sector productivo, recopilar y generar información objetiva que permita aportar el último conocimiento científico disponible de forma tal que los organismos de control puedan tomar decisiones de gestión del riesgo, redactar la legislación y realizar las verificaciones sobre seguridad alimentaria con bases científicas”,

En este sentido, el M.V. Javier Pardo, coordinador operativo de la RSA, expuso acerca de la estructura de la Red, su metodología de trabajo y realizó una breve presentación de los grupos de investigación que la integran. Además, remarcó su multidisciplinariedad e interinstitucionalidad. Según Pardo “todos los problemas que se presentan se tienen que resolver de manera interdisciplinaria, de forma holística. Actualmente esta Red dinámica está integrada por 135 investigadores, 13 grupos ad hoc, y más de 50 instituciones de Ciencia y Técnica forman parte de estos grupos”.

Y a modo de reflexión, Pardo concluyó que: “Desde la Red creemos que tenemos que trabajar en temas concretos para resolver problemas concretos de la gente y que todos los que trabajamos en instituciones públicas del Estado tenemos el deber, a través de nuestro trabajo, de mejorar la calidad de vida de todos los que vivimos en la Argentina”.

Cabe destacar que la RSA es desde junio 2016 miembro permanente de la Comisión Nacional de Alimentos (CONAL).

Casos de éxito

Durante la jornada se presentaron grupos ad hoc de la RSA dando cuenta dos años de logros y consolidación de capacidad científico técnica. En primer lugar, el grupo ad hoc “Irradiación de alimentos”, expuso acerca de si es seguro comer alimentos irradiados. Este grupo surgió porque desde el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA) requirieron una opinión imparcial sobre sus posibilidades de uso, sobre cuales productos se podría utilizar, costos económicos, etc. El grupo es coordinado por la doctora Celina Horak de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA), quien destacó que “hay que trabajar en Red para sacar lo mejor de cada una de las instituciones”. Para ver el informe haga click aquí.

Posteriormente, el doctor Juan Martín Oteiza, investigador adjunto del Consejo y uno de los coordinadores del  grupo ad hoc “Hongos filamentosos en Conservas de Tomate” expuso acerca de si es adecuado el método actual para determinar la calidad de las conservas de tomate. Para ver el informe haga click aquí.

Trabajar en red para resolver problemas de la comunidad, el Estado y el sector agroalimentario fue otro de los ejes temáticos de la jornada. Allí se presentó el Programa Carnicerías Saludables (CONICET/Instituto de Promoción de la Carne Vacuna Argentina), con la siguiente pregunta disparadora: ¿Se puede mejorar la calidad de la carne que consumimos y reducir amenazas para la salud pública? El doctor Gerardo Leotta, coordinador del grupo e investigador adjunto del CONICET en el Instituto de Genética Veterinaria ‘Ing. Fernando Noel Dulout’ (IGEVET, CONICET – UNLP) fue el encargado de dicha presentación.

A su turno, el doctor Marcelo Signorini – INTA Rafaela-CONICET-, coordinador de uno de los grupos ad hoc más jóvenes de la Red presentó: Listeria monocytogenes en chacinados embutidos secos y salazones crudas. Y explicó: “Tratamos de evaluar como va evolucionando la presencia y carga de la bacteria en embutidos a lo largo de todo su procesamiento, desde que tengo la materia prima hasta que estoy comiendo una picada en mi casa, y cuál es la probabilidad de que me enferme por consumir un tipo de producto como este”.

Por último, se presentó el grupo ad hoc “Peces”. ¿Es seguro el consumo de sábalos del Río de La Plata? Su coordinadora, la doctora Alejandra Volpedo, investigadora del Consejo en la Unidad Ejecutora de Investigaciones en Producción Animal (INPA, CONICET-UBA), estuvo a cargo de dicha exposición. Para ver el informe haga click aquí.

Para más información acerca de la Red de Seguridad Alimentaria haga click aquí

Para ver el video sobre el evento haga click aquí.